Carta de agradecimiento al juez Griesa

Carta de agradecimiento al juez Griesa

griesaSu señoría:

Este modesto ciudadano argentino quiere expresar su mas profundo reconocimiento por la ecuanimidad de su fallo respecto al cumplimiento de pago al que nuestro país deberá someterse.

No podía ser de otra manera, usted, un benemérito magistrado de la gran nación del norte falló en contra de un país ubicado en los confines del mundo y hasta se atrevió a contradecir y cuestionar los procederes de la Presidenta de ese paisito irrelevante en en el contexto mundial.

Lo importante para usted, señor juez, era garantizar los derechos de un puñado de especuladores, minoría absoluta dentro del grupo de los acreedores de la Argentina. Usted al igual que nuestro Jorge Lanata se inclina a favor del mas débil.

Lo felicito por su coherencia, usted está ahí para defender esos intereses y cumple perfectamente su función.

Pero sepa señor juez que mi agradecimiento no proviene del hecho que usted dictó sentencia en la dirección que esperaba, o sea en la dirección que siempre lo hacen los imperios, a favor de las minorías en contra de las naciones y pueblos dignos que se le resisten. No, mi sincero agradecimiento es por que en su infinita torpeza ( permítame ser indulgente frente a otras razones que pudieron motivar su decisión ) ha logrado dejar al descubierto de manera brutal a los traidores infames a la patria que pululan especialemente en los medios de comunicación.

Su sentencia señor juez ha puesto en blanco y negro la diferencia entre los que pensamos que vale la pena tener una patria digna y los lamebotas (siendo suave) del imperio.

Gracias a sus bravuconadas contra la mandataria de un país soberano, señor juez, miles de argentinos hoy comienzan a ver con algo de desconfianza la «objetividad» de algunos pseudocomunicadores sociales que hacen malabarismos payasescos para subirse al podio inmundo en la carrera de ser el mas abyecto traidor a su patria avalando su sentencia injusta.

Desde las guaridas asquerosas que los amparan escriben sus protocolos de la sumisión, sus cartas entreguistas sus diatribas contra el gobierno que defiende con uñas y dientes el interés nacional. Xenofobonanistas valga el neologismo, que ostentan una obsesión morbosa por rechazar lo propio, su propia patria, su propia cultura, sus propias costumbres, sus propios vecinos, las acciones altivas de su propio gobierno o de sus compatriotas.

Del mismo modo que la crisis con el «campo» en el 2008 derivó tres años después en una de las victorias electorales mas contundentes de la historia argentina, esta situación con los fondos buitre hará caer muchas vendas, despertará a muchos buenos compatriotas hoy narcotizados por las técnicas manipuladoras de los medios monopólicos, buitres también que hunden sus picos ensangrentados en los cerebros de algunos.

Y así como, todos los países hermanos, instituciones prestigiosas, mandatarios dentro y fuera de la región, el propio jefe de la Cristiandad y otros líderes religiosos y políticos se han manifestado a favor de la Argentina, esta contundente unanimidad global en favor de una causa, no puede menos que operar puertas adentro como un revulsivo movilizador de conciencias dormidas.

Gracias Juez Griesa, miles de Argentinos obnubilados por el bombardeo desinformativo han terminado de abrir los ojos y el puñadito miserable de operadores de la traición han quedado totalmente al descubierto desnudos de dignidad, condenados a ser recordados como lo que son, corruptos, serviles y entreguistas de su propia nación, sucias sus rodillas de hincarse ante el verde poder del billete yankee.

Gracias juez Griesa, gracias a usted y a su fallo, la Patria Argentina y la Patria Grande nuestramericana se encuentran mas unidas que antes.

5 (100%) 2 votes

Comentarios

comentarios