El General Perón, como todo buen conductor, sabía usar ambos “guiños”

El General Perón, como todo buen conductor, sabía usar ambos “guiños”
peron camporaUn nutritivo debate venimos producción con los compañeros  de “Café con Perón” .Uno de los puntos es  sobre una afirmación de John William  Cooke y el otro, un intercambio de opiniones acerca de   la “mentalidad” capitalista “que tenemos”  y si decir eso, es un modo “trosko” de expresarnos. También reflexiones sobre  el sentido de la letra d  de la “Marcha” cunado dice “combatiendo al capital”. El recuerdo de Cook sus matices ideológicos con Perón y lo del ”capitalismo” el “combatiendo la capital” , me provocaron agregar a este debate,  que si  el peronismo es algo distinto al “capitalismo” y que si ese “algo”, es como afirmaron tantos  militantes e   intelectuales ( durante los 60 y 70) y Perón mismo ( durante un tiempo) una forma de “socialismo”.
 
Cook , Perón y  el “sujeto” articulador de la Revolución. 
1)      Se citó a Cook: “”el peronismo debe desembarazarse de sus sectores burgueses, eclesiásticos y militares pues nada aportan y convertirse en un claro programa revolucionario” Analicemos. 
Esa propuesta de Cook se cumplió en 1955, la ruptura con la Iglesia, contribuyo a la defección de  sectores militares, y la burguesía creyó que ya podía liberarse de los “sindicatos” y las convenciones  colectivas y se pasó al bando oligárquico anti nacional (o sea  se alejó del peronismo). Conclusión, gano la oligarquía que no era “capitalista”  que era anti-burguesa, y  entre los políticos liberales muchos eran anti-católicos. ¿Y cómo nos fue? Claramente mal. La oligarquía y el imperialismo se “desembarazaron “del peronismo con la ayuda  consiente  e inconsciente,  de  curas, empresarios y militares. Y en 1976  la oligarquía y el imperialismo  se desembarazaron de burgueses y obreros, al desindustrializar el país. Y pasaron por las armas a muchos  curas. Y en el 2011 el bloque oligárquico-imperialista expropio a la clase media y media alta, más de 40mil millones  de pesos- dólares (hoy serían  más de 300 mil millones de pesos). Esos sectores medios y medio altos, recuperaron en parte aquellos ahorros  durante delos gobiernos de Néstor y Cristina, el año pasado se pagó la última cuota de los 19.500 millones de dólares, en compensación por la “pesificación asimétrica” de los dólares  del 2001. El conjunto de los argentinos terminamos de indemnizar a los que tenían dólares depositados (2001), por la expropiación oligárquica-imperialista, que se llevó aquellos dólares del país
Perón significo  un Nacionalismo Revolucionario o Popular Latinoamericano
 
El peronismo para intentar no caer  debía expropiar el  núcleo duro del régimen oligárquico y colonial,: nacionalizar millones de hectáreas , los frigoríficos, los bancos, democratizar  el movimiento obrero y sumarlo al control de la producción, la planificación centralizada de  la economía y otorgar al capital privado un papel minoritario, secundario, y regulado en la vida social, avanzar asi ,hacia una formada criolla de socialismo, pero eso excedía su programa histórico, y en buena medida también excedía las aspiraciones de  millones de argentinos. Piensen ustedes que las  “nacionalizaciones”  del 46-55 fueron pagas, respetándose  las formas  (salvo la del Diario “La Prensa”). El peronismo fue el mayor intento latinoamericano de la construcción de un capitalismo industrial  moderno  .Fue la expresión  local tardía de la Revolución Inglesa  , la Revolución Francesa y la revolución Norteamericana , fue  ( con obvias diferencias ) nuestro Jorge Washington, Oliverio Cronwell, o  el Napoleón  del “Directorio” antes de ser Emperador” , cuando se identificaba con  Robespierre y los “jacobinos”. Bueno, podríamos decir que Cook, Jauretche, Abelardo Ramos, Manual Ugarte, (todos más, menos apoyaron  Perón) fueron los “jacobinos” de aquella experiencia.
 Así como el capitalismo fue “revolucionario” en la Europa feudal, también lo fue (es aun hoy) revolucionario en la América Latina dependiente y dividida.  Un poco historia para entender el contexto de porque el capitalismo industrial es revolucionario y a su vez los límites con que se encuentra.
En los países coloniales o semi coloniales, la lucha política por su emancipación nacional y progresos social de sus mayorías encuentra como sujeto político de esa lucha  al Frente Nacional  de clases y sectores políticos.
 Emancipación  es industrialización, según cuan  revolucionario sea  el Gobierno  emancipador , o sea industrializador-modernizante, será mayor  la justicia social, ya que hasta cierto grado de industrialización es posible  mantener la justicia social en los límites de un aumento del consumo popular, sin llegar a una verdadera  distribución de  la  riqueza , o bien una re-distribución  de la riqueza entre las capas medias, que pueden ser muchos individuos, creando así un mercado interno para la producción   por sustitución de importaciones, es más,  un país que importa 70% de los bienes industriales podría  sustituir con producción nacional  alta mente tecnificada y  de poca mano de obre la mitad de   esas importaciones, para que sean compradas  por los que antes compraban productos importados, y así apenas mover  riqueza de u n  lado a otro . Brasil es un buen ejemplo, la dictadura seguirá con la sustitución de importaciones, pero  sin “justicia social” La gran población del Brasil le permitió  al gobierno y a su burguesía contar con un mercado significativo, sin la necesidad de  “incluir” a millones y millones de brasileños, salvo los mínimos indispensable  como “obreros” . También un país puede ser  exportador de industrias y tener al 30 o 40% de su pueblo viviendo en la extrema pobreza  Sería en cierto sentido un Gobierno Nacional pero no Popular. En parte Brasil también fue  un ejemplo de esto último.
La lucha Emancipadora Nacional y Social se articula mediante un  Frente Nacional  de clases y sectores políticos. Cuanto mayor sea el grado de desarrollo económico-tecnológico (industrial) y mayor sea el papel  del Estado como actor sustitutivo dela burguesía, pero con una menor distribución del ingreso, es posible que en dicho frente tengan un posición  hegemónica los sectores obreros y la capas medias .La clase obrera será más numerosa  con un peso económico y político importante, ya que parte del desarrollo  no estará en manos del empresariado privado, si no del Estado. Estaremos ante un desarrollo  que incremente  el número de obreros pero en menor medida el número de “burgueses”. Y con demandas sociales insatisfechas, pero  fortalecidos por un incremento del empleo, los trabajadores tendrán motivos  para protagonizar la lucha política y  gremial. La fortaleza  de sectores obreros  y populares, va a determinar el grado de radicalización de  una Revolución Nacional, y eso puede llevar también  a una crisis interna del Frente Nacional, con lo sectores menos dispuestos (económica y culturalmente) a la profundización  de los aspectos emancipa torios  sociales
El peronismo  como Frente Nacional y Revolucionario se constituyó con 2 sectores hegemónico: El Ejercito y El Movimiento Obrero, y en menor medida, pero si importante culturalmente, el “bajo clero”, por   un núcleo de nuevos industriales surgidos al amparo de la crisis mundial (1930), de la Segunda Guerra (1939 y 1945) y de las políticas de Nacionalismo Industrial del Gobierno de la Revolución del 4 de Junio de 1943.  Las leyes obreras del gobierno militar fueron otorgando a dicho gobierno un carácter “popular”, con lo cual, conto con más energía social para enfrentar  a la oligarquía y el imperialismo .En el Frente Nacional el Ejército en ocasiones  jugo el papel  de representante político  de  esa débil  y cobarde “burguesía”, tan poco interesada en  jugar  el papel que la historia le reclamaba. Y en ocasiones  el Ejército representaba en la diputa con el gran capital local y extranjero (, y también con la “burguesía” nacional) los intereses obreros   y  populares.  El papel de árbitro del Ejercito y su Jefe Perón, en la conducción  de la Revolución Nacional, surge de la condición de atraso de la argentina  anterior al 43, que había escatimado al país  el desarrollo de un capitalismo moderno y Nacional, con lo cual la clase obrera y más aún la burguesía, resultaban impotentes por si solas para derrotar al bloque oligárquico-imperialista.
Como todos sabemos, el Frente Nación y Popular poli clasista sufrió  reiteradas derrotas al imponerse las tendencias oligárquicas –  financieras – monopolistas – imperialistas., debido a que esta “runfla”,  aún bajo el gobiernos de las fuerza nacionales, continuó manteniendo  bajo su control resortes básicos de la economía, la cultura, el relato  histórico, la educación, la banca, el comercio exterior, los medios de  comunicación ,etc.
Perón,”  guiñaba” con  ambos ojos
Los “giros” o “guiños” de Perón no fueron fruto de su “maquiavelismos” o su vocación de “engañar” a “jóvenes idealistas”, su independencia personal sobre los sectores del Movimiento  así como su “pendular idad” entre posturas extremas  socialmente más radicales  ( más  a la izquierda) y  de  reacomodamientos  con los sectores menos “radicales el Movimiento y la sociedad , encuentran s u origen en el “atraso social” de la Argentina y en el  siempre embrionario,  desarrollo  de las 2 clases sociales Modernas del Capitalismo, así como en el formidable Poder Económico y Cultural de la Oligarquía  local y las Burguesías Imperialistas, aliadas contra la Industrialización con  Justicia Social en  Argentina, que justamente por las rozones política, culturales y económica ya expuestas , solo es posible ( el capitalismo con Industrialización y Justicia Social) si el mismo es promovido  y controlado  por el estado, si no se desarrolla en una economía “liberal” y si no “maximiza” sus ganancias  la “ iniciativa privada “, lo que resulta en términos ideológicos opuesto a lo que se considera el “capitalismos “ y claramente enfrentado  a los intereses foráneos y  oligárquicos  . Para nosotros y los demás pueblos de la periferia, Capitalismo Industrial y  Libre Mercado son nociones antagónicas, esto es porque, no hay Industrialización alguna,  sin Estado Empresario y  reparto más equitativo de la riqueza.  Sin alejarnos mucho en el tiempo el llamado “socialismo sueco” es efectivo ejemplo de lo que afirmamos: una economía mixta, con un Estado capaz de  tener  de 50% de PBI en  presupuesto (impuestos progresivos, muy altos para los que más  ganan), una economía planificada, un comercio exterior totalmente regulado, participación estatal en la propiedad empresas, un sindicalismo  poderoso aliado al Estado, subsidio a las personas desde que nacen hasta que mueren, etc. Estas políticas, aplicadas durante décadas por  coaliciones de centro-izquierda, con una estrategia  político-electoral y de gestión de gobierno   de signo Autónomo-Nacional y de profunda raíz en las tradiciones   populares de la cultura suecas., permitieron convertir a Suecia en una  de las primeras potencias económicas en  industria y tecnológica y en uno de los países más igualitarios del mundo. No por casualidad la introducción de “reformas liberales” , de la mano de la  llegada al poder  de  coaliciones de centro-derecha : “ desde los 90, han visto crecer la desigualdad y  el desempleo  en la tierra vikinga .La “receta” de menor  gasto público, economía más “abierta , menos impuestos a los más ricos y menos “ayuda” a los más pobres , son los ejes del desmantelamiento del “estado del bienestar social “ en Escandinavia y en el resto de la Europa  hoy en crisis., crisis productivas y sociales que en Latinoamérica ya conocimos al aplicarse  aquí esa recetas  ,  y  que solo   llevan  en donde se las aplique ( lo afirmamos como una Ley -social  ) , al retroceso humano y social , con más  pobreza,  más ignorancia, más delincuencia ,etc.
En sus orígenes el capitalismo fue “revolucionario” y empelo instrumentos tales como : expulsión de invasores o dominadores extranjeros ,impedir la salida de oro , eliminación de privilegios de la Nobleza y el Clero, expropiación de latifundios de los enemigos de la Revolución , reparto de tierras entra  los campesinos, protección de las manufacturas locales, impuestos sobre  los sectores más pudientes, intervención del Estado en el comercio y la  producción, confiscaciones de cosechas , ganados , inmuebles , minas ,  tesoros, etc , siempre que fueran necesario para mantener , sostener y/o  defender las conquistas alcanzadas y el Poder revolucionario, unificación de estados pequeños vinculados por la lengua y la cultura en Grandes Naciones ,ect.   .Hoy que el capitalismo central se ha convertido en imperialismo, y lo mismo hace 70 o 40 años, es necesario recurrir a aquellos instrumentos que emplearon los pueblos de Europa , y por las contradicciones de nuestras sociedades, es natural que en ocasiones, nosotros , para avanzar tengamos que innovar y ser pragmáticos en un sentido revolucionario : ser más Estatistas, mas dirigistas, contar con un Estado más  empresario,  ser más sociales , en fin, más Revolucionarios, de lo que lo fueron los países centrales hace 2 siglos, ya que ,como ayer, en el mundo central, ni en el mundo periférico de los 40, 50, 60, 70 y hoy mismo, existe Capitalismo Para Todos, y Con Todos , sin la Revolución Nacional Democrática Modernizante y Popular  que lo engendrara en esta era .En el presente , para comer la “tortilla” del capitalismo , tenemos que “romper los huevos” y además “pisar muchos cayos “, porque esto pasa desde el 1945, en la  Era del Imperialismo, que es enemigo del Capitalismo Nacional, un enemigo que no tuvieron los clases burguesas y populares hace 200 años en el Mundo Central.
Perón dirá en los años 60  que “la Humanidad marcha al socialismo”( eso quería decir que se había vuelto “socialista” ?), curiosamente en esta predicción se equivocara. Pero tenía que ver en esos años con la vocación de Perón de estar a tono con su tiempo ( característica común y” sine qua non  en todo líder revolucionario que se precie de tal): en nombre del socialismo se liberaba medio mundo y más de los 2/3 de la humanidad estaban en países que se llamaban a sí mismos “socialistas”. La gran coincidencia entre el Nacionalismo Popular y el Socialismo  de Europa Oriental y  el que se expandía por  la periferia, era su común enemigo: el Imperialismo. Perón supo ver esta coincidencia objetiva  y es así que se reivindicaba  el “socialismo” y decía que “el justicialismo es el socialismo nacional de Argentina”. En 1945 los  movimientos semejantes al peronismo no enarbolaban banderas socialistas y en muchos casos, como en Argentina, socialistas y comunistas no apoyaban a esos movimientos. 20 años más tarde el “Estado del -bienestar social” aparecía como “reformador “del capitalismo, y en algunas regiones  se hablaba  de “socialismo”, como ocurría con el “socialismo escandinavo “al que Perón se refirió en muchas ocasiones. En el libro “La Hora de los pueblos”,(en 1982 con 15 años fue el primer libro que leí y lo compre porque al ojearlo alcance  a leer que Perón ponderaba  al “socialismo escandinavo” y al “socialismo árabe”) es en el documento literario donde el General más se explaya sobre el asunto del “socialismo” y deja entrever un ambigua identificación con ese  ambiguo ideario ( ya que  alababa, tanto,  los  logros sociales e industriales de  los gobiernos  suecos de la social-democracia, como de  los gobiernos  árabes del nacionalismo popular revolucionario del Partido Baath Árabe Socialista, al que adscribían los líderes  que regían los destinos de Siria, Egipto e Irak).
Si muchos jóvenes de los 70 hubieran leído con más atención “La Hora de los Pueblos”, hubieran entendido de qué se trataba el “socialismo” de Perón. Les paso, como aquel que invita a una persona que le gusta a tomar un café y después de la primera cita le compra una sortija y cunado en la segunda cita se la regala y proponer compromiso, sufre un rechazo, por ello se siente desilusionado o “traicionado”. En los 60-70  todo indicaba que “el mundo” marchaba al socialismo y Perón estaba a 13 mil Km de  su país, proscripto, y necesitado el, y un futuro gobierno peronista,  de aliados internos y externos. Cuando “el mundo” marchaba al nazi-facismo , Perón y sus camaradas mantuvieron por el bien del País la Neutralidad en la carnicería europea , y cuando las bombas “aliadas” demolían Berlín y Hitler elegía la forma de suicidarse, los militares y civiles del gobierno  del 4 de Junio , rompieron la “neutralidad” “declararon la guerra a Alemania” y obtuvieron todos  beneficios  posibles de ese “cambio”, que era en marzo del 45   un cambio acorde con la Revolución Nacional que pretendían , como antes lo había sido la “Neutralidad”.
Para terminar  lo haré con una frase de un personaje central al que aún no nombre, y bien podemos decir que fue  la Gran Jacobina de la Revolución Nacional   Peronista: Evita , “Donde existe una necesidad nace un derecho.” Mientras queden necesidades humanas insatisfechas tendremos el derecho y la razón, para luchar por conquistar aquellos Derechos que las satisfagan, y llegaremos tan lejos y tan rápido, en la concreción de las  realizaciones de aquellos derechos, tanto  como las relaciones de fuerzas  de cada momento nos lo permitan. Los que aspiramos a un Mundo Igualatorio   sin Explotadores Ni explotados,  podemos sentirnos identificados con “el socialismo” , como el desígnante de ese mundo del “deber ser”  y quizás sea el Nacionalismo  Popular Revolucionario,  la manera más rápida de aproximarnos a ese ”deber  ser”, a conquistar  aquello con que soñamos desde siempre y por lo que abrazamos  con  pasión la acción  la política.
Califica esta publicación

Comentarios

comentarios

Categories: Opinión