¿Se vendrá un pampero?

¿Se vendrá un pampero?

El aire se está poniendo pesado. Los amigos meteorólogos lo describen como “sensación de incomodidad” para describir una combinación de factores que en un determinado momento, hacen que todos nos sintamos incómodos, agobiados. Nos tiran datos de humedades, temperaturas, vientos de determinados cuadrantes, tratando de informarnos desde el punto de vista científico el orígen de sensaciones. Los de a pié en estas cuestiones, lo sintetizamos como “Lo que mata es la humedad”, o, “Este anda hoy con el viento norte…”

En el clima de estas pampas, ocurre con cierta frecuencia una contingencia climática, que termina con esas cuestiones, y que es el llamado “Pampero” que precedido por la característica nube en forma de cigarro, barre con humedades, calores, y deja un aire y un cielo limpio tras su paso.

En lo social y económico, estamos viviendo lo que los meteorólogos llaman el “pre-pampero”. Así como durante el pre-pampero se van aumentando día tras día las condiciones que nos van poniendo los pelos de punta y un carácter mas podrido que de costumbre, en este pre-pampero socioeconómico también se van incrementando las condiciones de incomodidad.

Tarifazos, devaluaciones, endeudamiento, manoteo descarado de los fondos de la ANSES, desfinanciamiento del PAMI, desfinanciamiento de la Educación en todos sus escalones, desfinanciamiento de la Salud Pública, descarada promoción de los despidos (tanto en el sector público como en el privado, y en ésta mas que en el público), incorporación al presupuesto de amiguitos y amiguitas de los funcionarios de turno, con sueldos nunca inferiores a los 90.000 pesos.

Mientras tanto, se observa una dirigencia politica y sindical (salvo excepciones) anquilosada y ombliguista que paralizada o hipnotizada, no está para nada a la altura de la gravedad de los nubarrones que se avecinan.

En cualquier momento se va a venir el “hijo audaz de la llanura” y se los va a llevar puestos a todos ellos, como briznas de paja voladora….¡¡Y que falta que nos está haciendo!!

Al pampero

Hijo audaz de la llanura
y guardián de nuestro cielo, que arrebatas en tu vuelo
cuanto empaña su hermosura:
¡Ven, y vierte tu frescura
de mi Patria en el ambiente!
¡Ven, y enérgico y valiente,
bate el polvo en mi camino,
que hasta soy más argentino
cuando azotas en mi frente!

Rafael Obligado

Antonio (el Mayolero)

5 (100%) 1 vote

Comentarios

comentarios

Categories: Opinión